la cena de despedida



Bueno anoche vino Mariano a casa y ya ya ya se vuelve a Madrid. Cenamos unos ravioles de cordero que fueron sublimes... y nos convertimos en los herederos de la tradición coctelera!





Lo vamos a extrañar!!!

Comentarios

  1. En berlin el mastertragos preparó White russian y moriiiiimos de felicidad!

    ResponderEliminar

Publicar un comentario

Entradas populares de este blog

Casa nueva

la vida secreta de las plantas