bicentenario


Fuimos al museo del bicentenario: vayan todos!




Ahí al fondo en ese cubo de vidrio está el mural de Siqueiros. Obvio no se puede sacar fotos adentro... es emocionante. Y Caro descubrió la verdadera perspectiva para verlo: hay que acostarse en el piso.

las palomitas de la casa rosada

Comentarios

Publicar un comentario