lunes atípico

Hoy nos quedamos dormidos y Fede salió disparado al trabajo. Yo iba a ir después de bañarme, pero decidí quedarme a trabajar desde casa. Escribí dos informe, hice dos lavados, descansé un rato, tomé mate... y ahora voy a seguir leyendo dos proyectos de la provincia de tucumán. Y si me queda un ratito me voy a meter a la pileta :)

Compré un vidrio para reemplazar el que se me había roto hace mil años en la alacena. Como no se hacen más vidrios en color caramelo con esa textura, me tuve que conformar con uno verde!

Tapicé el banquito de la cocina con un repasador que me mandó Lau desde Portugal.

Y tenemos finalmente un pizarroncito... aunque me costó más trabajo del que esperaba y no quedó bien bien.


Comentarios

  1. Qué genial quedarse un lunes dormida y poder decir "má si, me quedo trabajando en casa" genial!!!

    Besote Ana!

    ResponderEliminar
  2. te quedo una hermosa cocina asimetrica. para mi mucho mejor cuando es asi. abrazo!

    ResponderEliminar

Publicar un comentario

Entradas populares